Untitled-1

6 links con lo mejor de las últimas semanas

Por Alejandra

Dos anuncios de Netflix, con los que me queda claro el monstruo creativo que tienen: Jaime Mausan en Stranger Things y She rules

Mi amor por Simone Giertzs y sus crappy robots crece cada día

La niña del video del nuevo video de Bomba Estéreo es lo máximo 😍!!!

Como se vería Instagram en Windows 95.

La ilustradora Mari Andrew ahora colabora con Cup of Jo todos los viernes con una linda ilustración, les dejo mi favorita hasta el momento.

ShoutYourAbortion

#ShoutYourAbortion

Por: Dariela

Confesión

Cuando tuve mi primer novio, a los 13 años, un día mi papá me llamó para darme un calendario basal que mi mamá había usado antes de que decidieran tenerme. La incómoda plática cerró con una frase que nunca olvidaré: “Y acuérdate de rezar: Virgencita, tú que concebiste sin pecar, ayúdame a pecar sin concebir”.

Un par de años después, mi primera vez, recordé esas palabras y el calendario, pero decidí usar condón, no fueran a salir las cosas mal. Y otros tantos años después, cuando no me cuidé, decidí tomar la pastilla del día siguiente. Más por una paranoia infundada que por realmente estar en posibilidad de quedar embarazada. Luego, hace unos años, salí del baño de mi entonces pareja con una prueba de embarazo positiva. Lloré de miedo pero no tuve ninguna duda, ningún titubeo, de lo que debía hacer. Investigué sobre las clínicas del GDF que llevan a cabo interrupción legal del embarazo (ILE), hablé con una muy amable trabajadora social y, al final, con mi pareja decidimos acudir a una clínica particular. No tenía más de 5 semanas, por lo que el procedimiento no implicaría más que un par de pastillas y una cita de revisión. Incluso me ofrecieron un método anticonceptivo hormonal además de la recomendación de no dejar de utilizar preservativo. Dos semanas después era de nuevo yo, sin otra preocupación que continuar con el proyecto de vida al que apenas le estaba dando forma.

Hasta ahora, nadie más que aquel novio —un cariñoso apoyo— y mi pareja actual lo sabían. Si lo cuento, no es para presumir ni porque me sienta orgullosa. Simplemente tomé la decisión adecuada en un momento en que tener un niño no era una opción en mi vida.

Hace unos meses, Facebook y Twitter se llenaron del hashtag #ShoutYourAbortion, promovido por Amelia Bonow en Estados Unidos, que llamaba a quienes hubieran pasado por el procedimiento a que lo hablaran abiertamente con el fin de que la estigmatización por fin ceda. Como ella explica, ese grito no es una celebración ni motivo de alegría sino, simplemente, lo contrario al silencio. “Incluso las mujeres a favor del derecho a decidir han callado, pues se les ha dicho que deberían sentirse culpables por haberse practicado un aborto”. Yo no me siento así, y muchas mujeres más tampoco pero, ¿cómo podemos crear un lazo entre las mujeres a nuestro alrededor si ni siquiera sabemos si nuestras amigas, madres o hermanas han pasado por eso? ¿Cómo podemos estrechar un abrazo a quien lo necesita si vivimos bajo el estigma y la culpa? Un aborto puede ser un procedimiento muy solitario aun cuando la pareja está al lado; son un apoyo invaluable y necesario pero me queda la sensación de que difícilmente lo entienden como nosotras.

Por supuesto, con la legalización del aborto no basta, pues hacen mucha falta políticas que de verdad incidan en la información y la prevención, campañas en favor del uso del condón, educación sexual… Las cifras pueden ser escandalosas: la tasa anual de abortos inducidos en México es de 33 por cada mil mujeres y, desde abril de 2007 que se legalizó la ILE en el DF, hasta octubre de 2015, 149,886 mujeres se han realizado el procedimiento. Lo preocupante es que cada año aumenta la cifra de abortos: 13,404 en 2008 contra 20,526 en 2014, con sólo el 5.5% de reincidencia.

Cada una de esas casi 150 mil mujeres somos de carne y hueso, con historias y razones particularísimas. Muchas no nos sentimos culpables, tal vez un poco avergonzadas. Y me atrevo a decir que casi ninguna sabe cuántas de sus amigas, hermanas y madres han pasado por un aborto. En la medida en que podamos hablar de ellos en voz alta lograremos visibilizarlo, daremos un paso hacia la desestigmatización y a hacernos responsables de nuestros cuerpos y nuestras vidas.

Y tú, ¿has abortado?

Screen Shot 2016-09-20 at 12.27.01 PM

“Ahí abajo” y del hand job

Por: Sara De Lille

Todo comienza cuando no puedes decir las cosas por su nombre: ahí abajo, mis partes, mis partes íntimas… y hay infinidad de apodos o eufemismos. El chiste es que todo empieza por ahí, por un detalle, pero se va muy lejos, se va a lugares que nunca pensé.

El chiste es que el otro día estaba con mi amiga, y me preguntó que cómo podía ser eso de tocarse a sí misma pa darse placer, sí sí, lo que le llaman la masturbación. Y es que entiendo, masturbar me parece un término terrible, hasta cacofónico. Hand job me parece un término casual, no muy científico, algo cotidiano. Así que lo usaré mejor en inglés. Entonces, mi amiga me preguntaba cómo hacerse un hand job y no podía creer la pregunta: ¿de plano no se tocaba?

Y sí, muchas mujeres quieren sentirse pero a través de la pareja. Muchas descubren su cuerpo siempre y cuando haya un hombre de por medio que las toque, las haga sentir cosas. Y me doy cuenta que todo se relaciona: ¿si no podemos ni nombrarla, cómo carambas vamos a conocerla, descubrirla, explorarla?

La vagina, y muchas otras partes quedan en el olvido: está el clítoris, el monte de venus, los labios (y una cosa que solo concí el nombre por la búsqueda que tuve que hacer para ver que no me faltara nada) el “vestíbulo vulvar”, pasan de largo en nuestras vidas. Igual mientras lees esto te dices a ti misma “Ay pero yo sí me conozco, yo si me toco” ¿Qué tanto conversas con amigas sobre el tema abiertamente?

57bf243e170000aa0fc75750
Foto: http://alexandra-sophie.fr/

Desde que los hombres son adolescentes se habla de su “chaqueta” de que se la “jalan” se hacen referencias en películas, cómo olvidar a los “charolastras”. Pero la de la mujer no, nadie habla de eso en la secu, nadie te dice que está bien, que eres mujer y puedes hacerlo y platicarlo. Muchas lo hacemos, muchas crecimos con culpa, otras crecieron libres y dueñas de su cuerpo, otras lo hemos aprendido en la intimidad, debajo de los tabús, en secreto. Muchas también lo ven como una opción solo para la soledad: “Es que tengo novio entonces no necesito eso”. ¿Pero, de quién es el cuerpo?

Es hora de tocarse, de hablar del tema, de hablarlo en términos de HAND JOB, hacerlo cotidiano, que sea algo natural y feliz. ¿Cómo podremos pedir que nos toquen si no sabemos ni qué nos gusta? ¿Cómo podemos querernos si no nos conocemos? ¿Cómo podemos seguir perpetuando que para los hombres sea de lo más normal y para nosotras siga siendo tan secreto? A tocarse chicas y no sólo eso: ¡a hablar al respecto! 

*Más sobre este tema, acá les dejo mi leve reflexión sobre vello púbico en Medium, Follow me!

PD: buscando más info para igual ponerles un link por aquí de tips me topo con que todos son tips para darle hand job al hombre >_<

featured-eq

Salir de la zona de confort

Por: Alejandra

Fui una niña normal, nunca di mucha lata, vengo de una familia muy protagónica y numerosa. Mi meta en la infancia fue pasar desapercibida en el caos familiar, incluso el día de mi boda intenté no ser el centro de atención –pero cuando traes un vestido blanco es difícil–, y si me hubieran dicho hace un año que me iban a entrevistar en la tele o el radio hubiera dicho que es una locura.

Pero la vida cambia y lo que antes me aterrorizaba ahora es una actividad cotidiana. Así como me pasó desde que me volví Líder en Epic Queen Tabasco.

Epic Queen es la primera organización mexicana que crea programas e iniciativas para incluir, inspirar y empoderar a más mujeres y niñas en la tecnología; desde hace algunos meses soy una de las líderes y fundadoras del capítulo de Tabasco, lo cual me ha llevado a vencer mis miedos y volverme señorita relaciones públicas.

Gracias a un grupo en Facebook de emprendedores he conocido a un montón de personas interesantes. Como por ejemplo a una de las directoras del Consejo de Ciencia y Tecnología de Tabasco –el CONACYT de Tabasco– y gracias a ellos he estado en gira de medios platicando y promocionando nuestros programas.

Mi primera entrevista fue en la tele local en un programa matutino de variedad, donde el entrevistador no entendió muy bien a lo que iba y me preguntó cosas que me sacaron mucho de onda, lo cual puso más nerviosa. Según yo fue un desastre completo, los demás que vieron la entrevista me dijeron que había estado bien.

Las siguientes entrevistas han sido mucho más fluidas, trato de no ser tan dura conmigo misma. He ido más preparada y mis habilidades para hablar en público, frente a una cámara o un micrófono han mejorado mucho, por el simple hecho de intentarlo, cada vez lo voy haciendo mejor.

También he aprendido a tocar puertas de instituciones, a pedir apoyos a empresas y hacer alianzas con gente de todo tipo. He descubierto que buena parte de mis prejuicios eran falsos y que hay una increíble comunidad tecnológica en Tabasco, que están preocupados por incluir más a las niñas en estos temas.

Si hace un año alguien me hubiera contado todo lo que estoy haciendo no lo hubiera creído. Salir de tu zona de confort o de lo que siempre te has dicho que eres, siempre te dará buenas sorpresas. 

Captura de pantalla 2016-09-06 a las 11.24.56 p.m.

El “podría” es el primo hermano del “hubiera”

Por: Jimena

 

Hace poco me encontré esta infografía que habla de lo que hoy nos hace sentirnos adultos: casarse, tener hijos, tener seguro de vida y pensiones. Si seguimos esta lógica, todo a mi alrededor grita que somos grandes: Facebook no deja de anunciar anillos de compromiso, bodas, bebés… Mientras un grupo de gente está dando pasos de gigante con bodas, otra gran parte parece estar más lejos de eso que nunca.

 

El miedo al compromiso no es naaaada nuevo, pero últimamente me llama mucho la atención un fenómeno que veo pasar cada vez más: muchachitos que parecen estar más que puestos en la relación, pero que de la noche a la mañana se avientan un “¿sabes qué? Que siempre no” y salen corriendo.

 

Me pasó a mí, pero le pasó a varias de mis amigas y conocidas también en un rango de tiempo muy corto… y tratando de entender qué hay detrás de esto, me acordé de algo que me compartió el ser con quién tuve esta experiencia; por cuestiones de anonimato llamémosle Valentín.

 

 

Algún día platicando con Valentín me contó de una Ted Talk que vio sobre la ciencia detrás de la felicidad . Dentro de las muchas cosas interesantes que tiene esta Ted Talk, hay una cosa que me pareció padrísima: el Sistema Inmune Psicológico funciona mejor cuando no tenemos opción. ¿Y esto qué quiere decir? Cuando escogemos algo y en verdad nos compramos la idea de que we are in it for good, aunque no sepamos qué pase en el futuro, somos mucho más felices con esta decisión. En cambio, si escogemos una cosa pensando que en cualquier momento podemos cambiarla o que va a llegar algo que nos guste más, nunca estamos verdaderamente conformes.

La explicación de esto se justifica con un experimento que hicieron en Harvard, (vale la pena ver la Ted Talk completa), esto sale aproximadamente en el minuto 14. Gracias Valentín donde quiera que estés por compartirnos la valiosa información que nos explica tu comportamiento y el de tantos otros.

El punto es que estamos viviendo una época en que pareciera que podemos tenerlo todo, en todos los aspectos de nuestra vida, pero cuando las posibilidades están tan abiertas, cuesta mucho trabajo “encerrarse” a una sola opción y cerrar la llave a todas las demás que pueda haber. El problema con esto es que más allá de encontrar “lo mejor” para nosotros, nunca tomamos una decisión y acabamos quedándonos sin nada. He ahí la cuestión con Tinder… ¿cuántas opciones de hombres/mujeres tenemos a la vuelta de un swipe? ¿Por qué parar en una sola opción pudiendo tener tantas? Conozco a una persona que me encanta y me fascina, pero ¿qué tal que puedo conocer a otra todavía mejor?

 

Si me preguntan, la verdad es que a mis casi 27 y con todo y mi fondo de ahorro/seguro de vida, no me siento muy adulta que digamos ni completamente segura de lo que quiero en mi futuro; lo que sí me siento, es bastante segura de mis decisiones y de lo que estoy haciendo/escogiendo hoy, tanto en el amor como en otros aspectos de mi vida.  Al final, no tengo el control de situaciones externas de mi vida, pero sí de las cosas que decido y de cómo me siento con esto; y estoy convencida que más vale estar feliz y sobretodo comprometida con cada cosa que escojo, que viviendo en la eterna duda o sospecha de que puede, o no, haber algo mejor para mí, viviendo todo a medias tintas.

feat links

Links para el fin, qué pasó en internet esta semana

Los links de Alejandra:

Chiara Ferragni no le basta con tener su propia marca de ropa, ahora también tendrá una Barbie.

Proteger tus datos personales es muy importante, te dejamos un artículo con buenos tips para saber cómo hacerlo.

¿Se enteraron que a Barragán lo sacaron de su tumba para convertirlo en un diamante? Les dejo todo el chisme en Vice, está muy entretenido.

El duro artículo de Iñárritu sobre el númerito del miércoles del presidente.

 

Los de Sara:

Este comercial de perfume me voló la cabeza, y es que no sé si hay una regla no dicha de la fórmula en la que anuncian siempre fragancias, pero tenía que ser Spike Jonze para hacer algo que parece más un video musical como aquél de FatBoySlim :) <3 totalmente in love.


 

Neta se pasó Peña con la reunión con Trump, y The Guardian lo sabe, así que juntó las reacciones que hubo en redes.


Dejando de lado un poco la desgracia nacional, no hay que olvidar que ya es viernes!!! Y se ha confirmado la segunda temporada de Stranger Things para el próximo año, mientras, podemos ver a “Eleven” cantando como Nicky Minaj.

 

 

material

DIY – Marco de cuerda para espejo redondo

Por Alejandra

Hace un par de meses me mudé de casa, ha sido un proceso muy largo y con soluciones creativas. Cuando nos mudamos no teníamos puertas, nos lavábamos los dientes en el baño de visitas, teníamos todas las ventanas cubiertas con papel estraza y un cuarto lleno de cajas de plástico (gracias Adri y Pedro) ya que a los closets les faltaba pintura.

Todavía tengo bastantes cajas sin desempacar, algunas ventanas con papel, pero hemos ido conquistando espacios poco a poco: un pequeño cambio como cojines en los sillones, una piña como centro de mesa o cuadro colgado en la pared hace una gran diferencia y ya empieza a sentirse como casa.

Las ventajas de vivir en el edén, piñas de 5 pesos que combinan con la decoración de mi casa.

A photo posted by Adela Parra (@adelaparra) on

Sábado de colgar cuadros

A photo posted by Adela Parra (@adelaparra) on

Este fin de semana nos dedicamos a colgar cuadros, tenemos una pequeña colección gracias a que tengo un papá que pinta maravilloso –a quien le pueden comprar un cuadro click aquí– y mis paredes blancas cambiaron en un instante.

Otro gran recurso para las paredes son los espejos, inmediatamente añaden luz a los espacios y los hacen ver más grandes. Hace unos días me encontré un lindo espejo redondo en el súper y decidí hacerle un marco con cuerda, les platico como lo hice.

Necesitas

  • cuerda (la compré en la tlapalería)
  • pistola de silicón
  • espejo –lo compré en el súper en el área de cosas para el hogar, puede ser de la forma que más te guste–
  • cartulina gruesa –use ilustración que es mas firme que el corrugado–
  • pintura

material

Lo primero que hice fue cortar un círculo más grande que el espejo, lo corté con exacto o puedes usar tijeras.

Cortar

Escogí usar la cuerda azul con negro, así que pinté el circulo de negro para que no se notara la cartulina blanca en el fondo.

Pintar

Con la pistola de silicón pegue el espejo a la cartulina y después la cuerda.

Pegar

¡Y tarán un espejo enmarcado con cuerda!

final

Para colgar el espejo que compré traía una cinta doble cara, pero antes de ponerlo en la pared lo se me resbalo 🙈  😱  y no quedó más espejo para la pared 😞   así que ya no hay fotos de como se ve en la pared.

Espero que el tuyo no se rompa y quede muy bonito.

Untitled-1

5 links con lo mejor de la semana

Las de Alejandra

¿Gatitos ladrones? Mientras ustedes juegan con Pokémon Go, yo soy feliz jugando KleptoCats un adorable y retorcido juego con gatos que roban objetos y los traen a tu cuarto. Les dejo también una entrevista con sus creadores.

De los creadores de los anuncios de Poo-Pourri y de SquattyPotty llega Fiber Fix, mi esposo se emocionó tanto que ya los puso en su wishlist de Amazon.

 

Los de Sara

No es link, es foto de la semana jaja imposible no ponerla:

Usain Bolt

Ayer hubo un eclipse parcial -o algo así como que casi casi pasaba pero no- de luna, ¿se sintieron raras? Ayer estuvo increíble la noche y yo que soy fan del cielo usé la app de Starwalk para ver las estrellas, si son ñoñas estelares como yo se las recomiendo muuucho.

eclipse-lunar-agosto-2016

Y más de deporte y mujeres, que ha sido gran tema en la semana, chequen este video POR FAVOR:

i-hate-everything

Renuncia, vete a la playa!

Por: Sara De Lille

Muchas veces leo artículos sobre estas historias, y pienso que son el nuevo “Holly Grial”. Igual casarnos ya para muchas no es el sueño, creo que nuestras metas se fueron enfocando más a la vida en general cuando vimos que nuestra felicidad no podía depender de si estábamos casadas o no. Pero ahora la vida tiene toda la presión de ser genial, porque, sino ¿qué estamos haciendo? Y es entonces cuando viene la idea de realizar los sueños y vivir al máximo, ¿no?

Para la Generación X, al menos, para las mujeres Gen X, se puso la vara muy alta para llegar a un éxito profesional. Tienes que ser directora, tienes que ser la próxima Ana Wintour. Debes elegir entre tener hijos o la carrera, o si los tienes deberás sentir culpa cada vez que prefieras salir al trabajo.

Ahora muchas no tenemos hijos, tenemos ya 30 y tantos (o casi 30)  y no vemos para cuando ese sueño de la familia, en mi caso ni siquiera hay pareja con quien tenerlos y ni sé si es algo que quiero. Así que bueno… debe surgir otra presión, otra cosa por la cual sentir que tenemos una zanahoria que perseguir.

Y ahí es cuando encuentro estas historias como de cuento de hadas: renunció, se dedicó a lo que le gustaba que era el surf. Renunció, se fue a la playa y puso su hostal y vende pizzas al horno increíbles. Renunció de un trabajo que la explotaba, ahora vende sus diseños de joyería y viaja a NY.

 

Esas historias son las nuevas “Se casó y vivió feliz para siempre”. Porque son estas historias de éxito, que nos hacen voltear a ver nuestra vida cotidiana sin olas, sin éxito de emprendimiento, sin viajes por todo el mundo, y tal vez, nos hace sentir un poquito mal, hace sentir que nos falta algo.

Me gustaría que alguien haga una historia como de “Trabajó un rato en algo que la hacía medianamente feliz y con eso pudo salir de vacaciones algunos días a un lugar increíble, luego volvió tuvo vida normal. Renunció y consiguió otro trabajo donde le pagaban mejor. Sigue viajando en sus días de vacaciones. Fin.”

Obvio no tiene polvo de hadas, no tiene esta cosa aspiracional, pero al menos nos traería un poco de realismo a la mesa. Yo mientras les cuento mi historia para que no anden deseando el pasto verde de alguien más: Soy freelance, voy tres veces a la semana a una oficina. Cuando voy ahí, como de mi tupper y a veces tacos de puesto. Pago mi seguro de gastos médicos semestralmente, mi contadora mensualmente, pago impuestos a hacienda aunque trato de deducir todo lo que puedo. A veces puedo irme de fin de semana a algún lado y sí, escribo esto en pijama, pero no he desayunado -solo plátanos- porque se me olvida una vez que empiezo a trabajar y ya son las 2pm. Fin.

Dejemos esas historias mágicas maravillosas de “Renunció y ahora vive feliz en la playa” o la peor que es “Se casó con un millonario y ahora vive en Suecia y tiene su negocio en línea”. No digo que no existan, conozco gente que las vive, pero tampoco idealicemos la vida de los otros. Si queremos algo hay que ir por ello.

12-agosto

8 Links con lo mejor de la semana

Los de Alejandra

Así se está hablando de las mujeres en los Juegos de Río: el increíble trato sexista a las atletas 😡

¿Te han invitado a participar en la Flor de la Abundancia? Cuidado aquí una explicación de porque NO hacerlo.

Un tutorial de como hacer que tu bebé limpie la casa, excepto el excusado.

Dropbox tiene una nueva herramienta y si trabajas a distancia la vas a amar.

 

Los de Sara

El futuro que se aproxima, ¿será?

HYPER-REALITY from Keiichi Matsuda on Vimeo.

Y si eso nos espera hay que empezar a hacer conciencia:

¿Alguien ya vio Stranger Things?

Y para cerrar viernes de links, ¿qué opinan de Instagram copiando a SnapChat?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...